"Idilios", de FERNANDO FORTÚN (España, 1890-1914, d.n.e.)

Poema perteneciente al libro póstumo "Reliquias", de fecha 1914  d.n.e.



La plus aimée est toujours la plus loin.
T. Corbière.


¡Ensueños olvidados, idilios fugitivos!...
Amores no sentidos, un momento soñados,
que en mi espíritu viven como eternos motivos
de mi canción, jamás en vida realizados.

Porque unos bellos ojos me miran, o una boca
me ríe, forjo historias de divinos amores.
Y va mi pobre alma, en sus ensueños loca,
a cortar unas rosas... Y en mi jardín no hay flores.

Amo, en silencio siempre, una imagen angélica
en un viejo retablo de un pintor primitivo...
¡Bendita tu mirada, virgen prerrafaélica,
de inefable dulzura, por la que sólo vivo!

Y también guardo, como un único tesoro,
el ideal no hallado, en una miniatura,
y tiene, melancólica, la divina figura
lejanos ojos grises que con unción adoro.

Y mientras que mi alma esos ensueños hila,
quieren hallar mis labios un misterio velado
en tu boca -una rosa plena de clorofila,
de haber besado mucho o nunca haber besado...


Leer más poemas de este autor en el blog BESOS.

Enlace recomendado:Phillips, Allen W. "Fernando Fortún: su obra y su persona", in Nueva Revista de Filología Hispánica, XL-2 (1992), pp. 823-842).
 
Volver a la página principal





Comentarios